PX4i y PX6i

Las impresoras de etiquetas Honeywell PX4i y PX6i están pensadas para entornos duros, donde se necesitan tiradas largas de etiquetas y una resistencia superior. Con un cuerpo hecho entero metálico, estas impresoras puedes estar funcionando durante todo el día y ni inmutarse. Y su diseño modular, nos permite integrarla de forma rápida en sistemas totalmente automatizados.

¿Y qué diferencias hay entre ambas versiones? Pues principalmente el ancho de impresión. El modelo PX4i tiene un cabezal que imprime como máximo de ancho 101,6 mm. Mientras que si necesitas una etiqueta más ancha, deberías mirar el modelo PX6i que permite llegar hasta los 152 mm de ancho. Además, poseen multitud de conexiones para que puedas integrarla en tu empresa desde el minuto uno.

Luego en velocidad de impresión en el modelo PX4i, podemos alcanzar cotas que lleguen a los 300 mm por segundo y elegir si queremos un cabezal de 203 o 300 dpi. Mientras que el modelo PX6i sacrifica algo de velocidad por su ancho, llegando a la nada despreciable cifra de 225 mm por segundo. También disponible con cabezales de 203 o 300 dpi. Y por si fuera poco se le puede instalar un sistema RFID, para cifrar mientras imprimes tus etiquetas.